lunes, 23 de marzo de 2009

¿COMO ES TAURO EN LA CAMA?



Tauro se rige por Venus, la diosa del amor y la belleza, por lo que son atraídos por todo aquello en que se manifiesten ambas cosas. Representan la fuerza y la virilidad. Como signo de tierra, se inclinan a la búsqueda de posesiones y riqueza.

Están llenos de energía, que contagia a otros y adoran ser el centro de atención, porque también son vanidosos. Suelen ser muy prácticos, independientes y valientes; son también simpáticos, cariñosos y muy sociables. Celosos por naturaleza, de modo que una pareja fiel y cariñosa les hará disipar sus temores.

Como les agrada ser mimados, un masaje sensual en todo su cuerpo, les caerá de maravilla, con el empleo de aceites perfumados que nutran su piel y les haga pasar momentos de relajamiento y de placer.

Tienden a las enfermedades relacionadas con vías respiratorias y de garganta. En este sentido, se pone de manifiesto su sensibilidad en este punto, por lo que es muy recomendable aprovecharlo, por ejemplo, rodeando su cuello con una serie de caricias y besos que despierten su erotismo. Pueden disfrutar por largo tiempo de este ritual.

Los atrae la buena comida, pero en ocasiones pueden tener problemas de obesidad, por lo que compartir con ellos actividades de ejercitación física al aire libre o disfrutar juntos una comida sana y deliciosa, contribuirá a su bienestar y salud.

Poseen gran energía, siendo ésta una garantía para sus parejas ya que en la cama les irá bastante bien, porque de no ser en el trabajo, gran parte de la energía la invertirán en los terrenos amatorios.

Gustan de la buena vida, los mejores vinos, asisten a restaurantes elegantes, y hacen gala de su refinado gusto. Como amantes son excelentes porque saben tratar a su pareja, dándole un lugar de princesa o de caballero. Prefieren una cena íntima que el estruendoso ruido de una discoteca y así como son golosos en la comida, lo reflejan de igual manera en los placeres del mundo erótico.

Tienden a ser posesivos y dominantes, y cuando un Tauro se enoja, la tierra puede temblar. En la cama pueden combinar conductas en extremo sensuales y rudas. Les gusta poseer a su pareja dentro y fuera de la cama.

Por último, es necesario subrayar: jamás provocar los celos de un Tauro, porque son proclives a la celotipia, que significa la enfermedad de los celos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada